RELATO SOBRE LA VENUS DE VALDIVIA

LA VENUS DE VALDIVIA
Esta es una historia de muchos años atrás aproximadamente 2300 ac donde cuenta la historia de una cultura que se acentuaron en las costas ecuatorianas, y se dice que vinieron de Asia y fueron las primeras personas en habitar en sur América.
La siguiente historia trata de que una pequeña tribu que cansada ya de tanto caminar y caminar de andar de un lado para el otro decidieron quedarse en un solo lugar y lo hicieron en las orillas del mar , el cual era un lugar muy prospero ya estaba escondido y era muy fértil. Ellos para subsistir cultivaban arboles frutales tales como papayas, piñas, chirimoyas. También para ayudar en su alimentación cazaban venados, pescaban y recolectaban mariscos gracias a las bondades del mar , y esto era del agrado del cacique mayor, el cual le ayudaba para subsistir el diario vivir, todos sus hombres y mujeres eran trabajadores y guerreros. La base fundamental de la tribu era la unión que había entre todos. Un a uno se daban la ayuda que necesitaban.
Y así día a día fueron progresando aunque llego una época donde como cada día se iba aumentado su población y por ende los frutos y su alimento se escanciaban y el miedo se apodero de la población. Entonces el cacique preocupado no sabia que hacer y en esto apareció su hija Umiña la princesa servicial, que por amor a su tribu hizo muchas cosas, preocupada por lo sucedido con lo de su tribu se reunió con varios hombres y mujeres y me fueron a pedirle a la madre tierra llamada Venus para que les ayude con la alimentación. Ya que ellos eran muy creyentes en los dioses.. le se suplicaron que le ayude , y esta los escucho y los ayudo , le dijo que trabajaran todos juntos.. y que como las mujeres eran superior en hacer muchas cosas la diosa le pidió que cada cierto tiempo las mujeres realicen figuras en honor a ella . Pero la condición que las figuras sean de mujeres.
Entonces así las mujeres de la tribu comenzaron hacer las figuras de piedras. Otras hacían figuras de barros. Todas las figuras eran diferentes pero muy parecidas unas con otras.. Unas tenían peinados, otros con bebes en brazos..y muchos con dobles cabezas, eran muy originales aquellas figuras ya que era en honor a la diosa, ya que ella les había ayudado para salir adelante. Por honor a la diosa y a su tribu que básicamente fue nombrada con ese nombre.
Años más tarde la princesa Umiña volvió a soñar con la diosa VENUS. Ya que esta se sentía muy contenta con lo que hacían las mujeres de la tribu para salir adelante, y en agradecimiento reapareció en el sueño de la princesa para decirle que buscara un fruto que básicamente seria la mayor producción de la tribu.
Esta hermosa fruta que describía ella en el sueño era de color muy amarillo y radiante como el sol, de sabor muy rico. Pero la princesita nunca había visto tal fruta así que ella le pedía a la diosa que le diga como era el fruto , se la describía como un fruto delicioso y productivo , el cual le ayudaría para sobrevivir en los años siguientes.
Su sueño la dejo muy pensativa y así al día siguiente le comunico al cacique del tal sueño..Pero su padre el cacique no quería que ella su hija se arriesgara tanto porque el seguía pensando que era su bebe.. La niña de sus ojos… Pero en su mirada de padre no se había dado cuenta que su pequeña bebé, ya había crecido. Y era la que poco a poco ayudaba en el desarrollo de la población.
Pero ella con su mirada tan dulce lo convenció y así reunió un grupo de su tribu para ir en busca de la fruta que tanto le había dicho la diosa… y que ella llamaba a la fruta como “Maíz”.
Una ves que ya había convencido a su padre emprendió el viaje con algunos miembros de su tribu, caminaron y caminaron y así pasaron los días, ya el grupo estaba resignado a no encontrar nada y ya todos pensaba que la princesa se había equivocado pero ella insistía de que el sueño que tuvo le daría la salvación que tanto buscaban. Poco a poco Unos se regresaron, porque ya no confiaban en la palabra de la princesa.. Pero muy pocos se quedaron con ella.
Por su parte su padre el cacique ya se encontraba desesperado porque su hija no regresaba, la princesa no perdía las esperanza de encontrar la planta de maíz. Aquella tarde ella salió sola a caminar para así distraerse un rato.
Porque se sentía desilusionada porque pensaba que se había equivocado, pero en ese instante que sus ojos estaban bañados en lagrimas, y sin imaginárselo se encontró el fruto de Maíz. Y era así tal como le había dicho la diosa Venus. Tenía un color llamativo y radiante como el sol.
Su alegría era tal que sentía como que su corazón quería salir de la emoción.. corrió y corrió, así donde estaba sus acompañantes de viajes, y le enseño la planta de maíz. Y así decidieron llevar algunas matas para la tribu.
Después de varios días regresaron y fueron recibidos con tal algarabía.
Pero la princesa decía que todo no quedaba ahí porque que la diosa Venus le había dicho que tenia que sembrar las semillas y ver que después de un tiempo como se iba duplicando tal fruto.
Cada año se hacia una gran fiesta para celebrar la cosecha de maíz.. y agradecerle a la diosa Venus y a su adorada princesa Umiña . Ya que ella con su fe, valentía la tribu salió adelante y demostraron que todos unidos y con gran esfuerzo y sacrificio se pueden lograr las cosas que uno se a propuesto en la vida.
Y así termina esta historia bautizada como LA VENUS DE VALDIVIA. Gracias “a la Diosa “y por los habitantes de esta dicha tribu” los Valdivia”.
Fin
RELATO (LA VENUS DE VALDIVIA)

REALIZADO POR GILMA COBEÑA MOREIRA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: